¿Sabes reconocer a una mala amiga? Mira las señales que te lo advierten

¿Te has sentido alguna vez traicionada por una amiga que creías era la mejor del mundo? Presta atención a las actitudes de tus amistades y evita caer de nuevo.

Compartir  
   

Imagen foto_00000001


A la gran mayoría de las mujeres nos ha pasado: confiamos ciegamente en una amiga y, de pronto, ella saca sus garras y nos traiciona. Recién en ese momento nos damos cuenta de cómo era realmente esa persona que tanto queríamos.

Un artículo publicado en el sitio peru.com nos aconseja observar muy bien las actitudes de nuestras amistades y entrega una lista de aquellas que revelarían a una amiga-enemiga... ¡Mucha atención!

-No se interesa por ti. No hace falta decir que un amigo es incondicional, siempre estará contigo en las buenas y en las malas. Es obvio que a quienes nunca están en nuestros triunfos ni en nuestras penas no les importamos.

-Te tiene envidia. No hay más, la envidia es destructiva. Esta persona estará eternamente molesta con tus éxitos. Es algo que no comprende, ni lo hará. Para ella tú no te mereces nada. Muchas confundimos la envidia con la admiración, pero quienes te admiran saben valorarse y valorarnos.

-No guarda tus secretos. ¿Cada vez que le confiesas algo, ella va y lo grita a los cuatro vientos? Tememos decirte que tienes una muy mala compañía. Es claro que para que exista una amistad debe de haber confianza y lealtad.

-Te critica a tus espaldas. Es cierto, no todas las decisiones que tomamos en la vida son las correctas, pero ¿por qué no decírtelo en la cara?. Los que te quieren te darán críticas constructivas con el fin de mejorar y corregir tus errores.