¿Cuándo son realmente los días fértiles? Conoce bien tu calendario y nunca más te equivoques

¿Cómo saber si una mujer ovula o no ovula? ¿En qué momento es fértil? ¿En qué circunstancias es recomendable hacer un seguimiento folicular? Son diversas interrogantes a las que el Dr. Ricardo Pommer, Jefe de la Unidad de Medicina Reproductiva de la Clínica Monteblanco, da respuestas orientadoras.

Compartir  
   

 

 

Imagen foto_00000001
Imagen: Getty

 

Cuando una mujer tiene en sus planes concebir un hijo es muy importante que conozca su cuerpo y aprenda a detectar sus momentos fértiles. En promedio, la mujer ovula 14 días antes de que comience su próxima regla. Sin embargo, puede ser que una misma mujer no ovule siempre en la misma fecha todos los meses. Por lo tanto, cómo podemos saber con exactitud ¿en qué momento se es fértil? ¿Y qué condiciones se deben dar para ello?


La forma de diagnóstico más recurrente -pero quizás la no más acertada- para saber si una mujer ovula o no ovula es a través del seguimiento folicular , ecografías periódicas que se realizan para ver cómo van creciendo los folículos en uno de los dos ovarios. Cuando parte este crecimiento, la imagen que se ve a través de la ecografía no supera los 5 milímetros de diámetro y cuando está listo para ovular alcanza un tamaño de entre 18 y 22 milímetros. Todo ello en un periodo de 12 días, considerando el día 1 cuando la mujer comienza su periodo.


No obstante, el doctor Ricardo Pommer, Jefe de la Unidad Medicina Reproductiva de la Clínica Monteblanco y Past Presidente de la Sociedad Chilena de Medicina Reproductiva (SOCMER), advierte que en estos casos el seguimiento folicular es mal utilizado y que en torno a este tema existen mitos y realidades, siendo el primero el considerar que debe hacerse el seguimiento folicular para diagnosticar si una mujer ovula o no ovula, "ya que no aporta nada", en tanto que la realidad es que debe usarse sólo para tratamientos de fertilidad de baja y alta complejidad.


El especialista precisa que para saber si una mujer ovula o no, lo mejor es pedirle a la paciente un examen de sangre de estradiol y progesterona en el día 20 de su ciclo para obtener un marcador en sangre que es mucho más fidedigno. "Por lo tanto, la realidad es que el seguimiento folicular es una herramienta para los tratamientos y no para los diagnósticos, y de hecho es la herramienta más utilizada en los centros de fertilidad. En nuestra consulta lo hemos usado en el 98% de nuestras parejas", precisa el especialista.


Agrega que para saber si una mujer ovula o no ovula lo más sencillo es preguntarle cómo son sus ciclos y una mujer que menstrúa entre 28 a 32 días siempre es ovulatoria. "Puede que un mes ovule el día 11, el 12 ó 13, pero eso no marca la diferencia si soy fértil o no. Es una variación funcional. Por lo tanto el seguimiento folicular para saber si ovula o no ovula no tendría un rol importante, ya que se ha mal utilizado para el diagnóstico", asevera.

 

TRATAMIENTOS
En los casos de tratamiento, la herramienta terapéutica del seguimiento folicular se usa de preferencia en tres escenarios: en aquellas mujeres que no ovulan (que tienen ciclos de 38 a 45 días) a quien se le prescribe un fármaco para ovular, lo que permite el "despertar" de un solo folículo -óvulos u ovocitos- para exponerse al embarazo. El crecimiento del folículo debe ser acorde con el grosor y tipo de endometrio de la paciente.


En promedio el 25% de las mujeres que acuden a una consulta de infertilidad están en este caso.


El segundo grupo son mujeres normales que ovulan en forma natural pero que son sometidas a este seguimiento para subir el "hándicap" de su esposo o pareja que presenta espermios lentos, en escasa cantidad o baja concentración.


Al tercer grupo que se aplica son mujeres que han tenido endometriosis mínima, leve o moderada y que han sido operadas por laparoscopía, la que se somete a una inseminación intrauterina que les permite embarazarse en corto plazo.


Reserva ovárica
Cada mujer, al nacer, viene con una carga determinada de aproximadamente 400 mil folículos, los que con la edad cronológica van disminuyendo, a partir de los 20 años. Sin embargo, la mujer -como advierte el Dr. Pommer- gasta en su vida sólo el 1% de los folículos al que le da la opción de ser fecundado, ya que en forma natural el sistema selecciona (apoptosis) camadas gigantes de "huevitos". Sólo el óvulo denominado M2 es capaz de fecundar.


Dentro del estudio de fertilidad de la mujer es fundamental saber cuál es su reserva ovárica. Para su valoración se realizan análisis hormonales y ecografías vaginales en sus distintas modalidades.


Actualmente sigue siendo el recuento de folículos por ovario la estimación más fiel de la reserva ovárica, la que se expresa en nº de folículos por ovario observados en los primeros días del ciclo a través de la realización de una ecografía vaginal. Dependiendo del número de estos folículos llamados "antrales" se considera que una mujer tiene una reserva ovárica adecuada o normal si el recuento es de 6 a 10 por ovario. Baja reserva ovárica si el recuento es inferior a 6 y alta reserva ovárica si es superior a 12.


"Esto nos ha permitido determinar el nombre y dosis del fármaco a usar para una estimulación ovárica dentro de un seguimiento folicular, ya que el objetivo es despertar solo un folículo muy bien coordinado con su endometrio", precisa el Dr. Pommer.